<
>

La clase y experiencia de Cilic no fue suficiente en su estreno en Buenos Aires

Tras una esperanzadora manga inicial, el experimentado tenista croata Marin Cilic (1.044°) bajó considerablemente su nivel este lunes y cedió 4-6, 6-3 y 6-0 frente al serbio Laslo Djere (35°) en primera ronda del Argentina Open.

Gracias a la invitación otorgada por la organización, el ex número 3 del mundo, de 35 años y 198 centímetros de estatura, pisó por primera vez el court Guillermo Vilas, donde concretó un quiebre en el momento justo para llevarse el primer parcial y mantuvo las ilusiones intactas hasta mediados del segundo set, etapa en que cedió su servicio frente al nacido en Senta, de 28, que se adelantaría 4-2 para posteriormente igualar el marcador, apretar el puño en ocho de los siguientes nueve games y firmar el triunfo en una hora y 53 minutos de partido.

Por ende, el dueño de 20 trofeos en el máximo nivel, destacándose la consagración en el US Open 2014, que en teoría también disputará el ATP 500 de Río y el ATP 250 de Santiago, extendió su preocupante actualidad, porque no festeja desde enero de 2023, cuando derrotó al español Roberto Carballés Baena en octavos de final de Pune, y aún no logra recuperarse totalmente de su lesión en la rodilla.

Por su parte, el habitual participante de la competencia celebrada en el Buenos Aires Lawn Tennis Club (BALTC), siendo cuartos de final en 2021 su mejor desempeño, enfrentará al ganador del cruce entre el italiano Andrea Vavassori (151°) y el brasileño Thiago Seyboth WIld (83°).